Recursos Bíblicos

El Demonio de San Valentin

Así como Navidad, Halloween, día de las madres etc. El día de san Valentín es otra fiesta pagana cristianizada por el papado.

La iglesia católica ha hecho creer al mundo que es el día del amor y la amistad, pero es una adoración directa a los demonios, El dios cupido un símbolo del sexo para los antiguos romanos sodomitas.

Antes que el mundo adoptara esta fiesta demoníaca, quince siglos antes ya se celebra esta fiesta en honor Lupercus, era un dios protector de los pastores y el rebaño, y se celebraba el 14 de febrero por los páganos y como homenaje a la loba que amamantó a los gemelos Rómulo y Remo, esto lo constata la historia.

El Demonio de San Valentin

Pero en el año 494 d.C la iglesia católica empezó a cristianizar esta fecha como el día del amor y la amistad, siendo patrocinada por el papa Gelasio I. Si leemos la palabra de Dios no encontraremos a ningún profeta o apóstol celebrando “el día de san Valentín”, ni mucho menos rindiendo o menaje al dios cupido el que flecha los corazones.

Repetidas veces la Biblia condena que el pueblo debe de evitar mezclarse con costumbres paganas:

«Y no emparentarás con ellas; no darás tu hija a su hijo, ni tomarás a su hija para tu hijo. Porque desviará a tu hijo de en pos de mí, y servirán a dioses ajenos; y el furor de Jehová se encenderá sobre vosotros, y te destruirá pronto. Mas así habéis de hacer con ellos: sus altares destruiréis, y quebraréis sus estatuas, y destruiréis sus imágenes de Asera, y quemaréis sus esculturas en el fuego.» Deuteronomio 7:3-5 RVR1960

«Así dijo Jehová: No aprendáis el camino de las naciones, ni de las señales del cielo tengáis temor, aunque las naciones las teman.» Jeremías 10:2 RVR1960

Creo que un verdadero Cristiano que tiene el amor de Cristo en su vida, no será hipócrita en manifestar un amor ficticio, como lo representa el mundo. El verdadero amor se manifiesta en la obediencia a los mandamientos de Dios, pero es lamentable ver que es lo que menos le interesa al mundo.

«En esto conocemos que amamos a los hijos de Dios, cuando amamos a Dios, y guardamos sus mandamientos. Pues éste es el amor a Dios, que guardemos sus mandamientos; y sus mandamientos no son gravosos. Porque todo lo que es nacido de Dios vence al mundo; y ésta es la victoria que ha vencido al mundo, nuestra fe. ¿Quién es el que vence al mundo, sino el que cree que Jesús es el Hijo de Dios?» 1 Juan 5:2-5 RVR1960

«Y no participéis en las obras infructuosas de las tinieblas, sino más bien reprendedlas;»
Efesios 5:11 RVR1960

«Y oí otra voz del cielo, que decía: Salid de ella, pueblo mío, para que no seáis partícipes de sus pecados, ni recibáis parte de sus plagas; porque sus pecados han llegado hasta el cielo, y Dios se ha acordado de sus maldades.» Apocalipsis 18:4-5 RVR1960

Iglesia por favor no te dejes arrastrar por el mundo, fija tus Ojos en Cristo y lo terrenal sin valor será, a la luz del glorioso Jesus… Amen.

Por Rafael Díaz

Únete a nuestro grupo de WhatsApp: Grupo 1 Grupo 2 Grupo 3

Deja tu comentario