Sábados Morales y Sábados Ceremoniales

El Sábado moral es aquel que pertenece a la ley moral, o sea, a los diez mandamientos, y que fue creado junto con la aparición de este viejo planeta Tierra. Esto está en Génesis 2:2-3. Por otro lado, existen los sábados ceremoniales, que son aquellas fiestas de descanso (no nos olvidemos que la palabra sabado quiere decir descanso, y asi es traducida en muchas versiones de la Bíblia hoy en día) establecidas por Dios, pero que podían caer en cualquier día de la semana. Aun asi, eran guardados, esto es, en aquellos días no se realizaba ningun trabajo, porque también eran considerados como siendos días santos, separados para Dios. La siguiente tabla comparativa podrá aclararnos un poco más estos dos conceptos, que tan facilmente han confundido a muchos estudiosos de las Sagradas Escirturas.

Sábados Morales y Sábados Ceremoniales

 

Sábado MoralSábado Ceremonial
Instituido en la creaciónInstituido en el Sinai
Dios descansóDios no descansó
El propio Dios lo anunció y lo escribió con Su dedo

Exodo 32:15-16

Dios procedió de modo diferente

Deut. 31:24-26

Guardado cada semana; Exo. 20:8Guardado una vez al año
El cuarto mandamiento no incluye sábados anuales

Exo. 20:8

El sábado anual no incluye Sábados del Señor;

Lev. 23:37-38

Es una señal eterna; Exo. 31:16-17Debía cesar; Ose. 2:11 y Dan. 9:27
No fue abolido; Hechos 15:21; 17:1-2; 18:4; Mat. 24:20; Luc. 23:56.Acabó en la cruz;

Efe. 2:14-15; Col. 2:14-17;

Dios lo llama de mi Sábado

Eze. 20:20; Lev. 19:30;

Dios lo llama de su Sábado

Ose. 2:11; Isa. 1:13;

Los Sábados Ceremoniales.-

La Biblia nos muestra que existen precisamente siete sábados ceremoniales o fiestas del antiguo Israel, fuera del Sábado semanal o moral (Lev.23:3). También son conocidos como pertenecientes a la ley Mosaica, porque fue Moisés que los escribió, y no Dios directamente. Esos sábados, fuera de los sábados del Señor (Lev. 23:38) son los siguientes:

1.- La Pascua.-

Podemos encontrar esta fiesta, a la cual tenían que comparecer todos los judíos (Exo.23:17), en Lev. 23:4-5; Exo. 23:14-15; 34:18 y en Deut. 16:1-8. Se celebraba a los 14 días del primer mes, Abib o Nisán.

2.- El Pentecostes.-

Esta fiesta la encontramos en Lev. 23:15-22 y en Deut. 16:9-12. Se celebraba 50 días después de la Pascua.

3.- La Fiesta de las Trompetas.-

Esta fiesta la encontramos en Lev. 23:23-25. Se celebraba el primer día del séptimo mes, Tishri.

4.- La Fiesta de los Tabernáculos, o de las Cabañas, o de las Tiendas.-

Esta fiesta la podemos encontrar en Lev. 23:33-44. Se celebraba los días 15 del séptimo mes, Tishri.

5.- El Día de la Expiación.-

Este era considerado un día de juicio para Israel. Había santa convocación en este día. Nadie trabajaba, al igual que en los otros sábados ceremoniales. Pero este era un día todo especial para los Israelitas: en este día todos los pecados cometidos durante el año eclesiástico, eran perdonados. Los pecados simbólicamente colocados, día trás día, en el santuario terrestre a través del servicio expiatorio realizado por el sacerdote, eran ahora transferidos, a través de un macho cabrío, del santuario terrestre hacia el macho cabrío, y de este al desiero, donde moría. Este macho cabrío se llamaba Azazel y representa a Satanás. El otro macho cabrío, que era sacrificado en ese día, representa a Cristo, el verdadero Cordero de Dios que quita el pecado del mundo (Juan 1:29).

Este trabajo tipificado por el sacerdote en el santuario terrestre, está ahora siendo realizado por Cristo en el santuario celestial, del cual el santuario terrestre era una figura, con todos sus servicios. Lea Hebreo capítulos 8 y 9 para mayores informaciones sobre este tema, y también lea todo el capítulo 16 de Levítico y Lev. 23:26-32. Se celebraba el día décimo del séptimo mes, Tishri.

6.- La Fiesta de los Panes Azimos.-

Esto lo podemos encontrar en Lev. 23:6-8. Note que aqui hay dos sábados ceremoniales: el primer día y el último día de esta fiesta, con lo cual completamos los siete sábados ceremoniales. Se celebraba a los quince días del primer mes, Abib o Nisán. Duraba una asemana.

Por el hecho de que la cuenta de esos sábados dependía del inicio del año religioso, que por su vez se basaba en el calendario lunar, ellos podían caer en cualquier día de la semana. Cuando coincidían con el Sábado semanal o moral, ese día era llamado de “gran Sábado” (Juan 19:31).

Todas estas fiestas tenían un profundo significado simbólico, y apuntaban todas hacia Cristo y a Su servicio expiatorio en el Santuario Celestial y a Su segunda venida.

Sábados Morales y Sábados Ceremoniales
4.9 (98.33%) 12 votos
Deja tu comentario